La AMC "Julián Sánchez-Maroto vuelve al Gran Teatro

Acercar Disminuir el zoom Imprimir

Con motivo de la festividad del doce de octubre, la Banda de Manzanares ofreció el Concierto de la Hispanidad, un acto muy simbólico y emotivo para la Asociación.

Y no es para menos. Tras el repentino parón que toda la sociedad sufrió en marzo del 2020 y a las puertas de poner sobre los escenarios su concierto de primavera con un ambicioso repertorio y la colaboración especial del solista de tuba Sergio Rey, el pasado domingo 10 de octubre a las ocho de la tarde los componentes de la Asociación Músico Cultural “Julián Sánchez Maroto” volvieron al Gran Teatro de Manzanares. Este reencuentro, vivido con mucha emoción tras prácticamente diecinueve meses sin pisarlo, tuvo lugar aprovechando la próxima fiesta nacional.

De ahí el cariz que el director de este concierto quiso darle con un repertorio con una importante presencia de la música española, donde llamó la atención la juventud de los solistas que ya se van abriendo paso dentro de la agrupación. El acto se abrió con el pasodoble con reminiscencias gallegas  “Puenteareas”, de R. Soutullo, seguido de la selección de la castiza zarzuela “La Gran Vía”, de Chueca y Valverde.  A continuación, otro  innovador pasodoble en el que destacó de manera sobresaliente la solista de trompeta Mª Ángeles  López “Hispánico”, de N. Osório, provocó una gran ovación por parte de los asistentes. La marcha cristiana “Capitanía Cides” de A. Carrillos y la “First Suite in E b for Military Band” de G. Holst fueron las siguientes de un programa que se cerró con la “Beneamor: Danza del Fuego”, de Pablo de Luna.

Además de ser un concierto muy singular por la ansiada vuelta al Gran Teatro, se trataba del último acto organizado por la actual Junta Directiva que se ha encargado de esta centenaria asociación durante los últimos nueve años. La reactivación de la vida musical en Manzanares, el impulso a la formación, la participación en certámenes para banda y el fortalecimiento del vínculo entre todos los sectores que forman parte de esta comunidad (directiva, músicos, familiares, profesores, colaborares de diferentes empresas y administraciones públicas como el Ayuntamiento) son los cuatro pilares en los que se ha asentado un proyecto de la junta saliente de la mano de los responsables artísticos que ahora pasará a las manos de la nueva directiva que saldrá tras las elecciones que próximamente se llevarán a cabo.  Por ello, este concierto no podía concluir sin el pasodoble “Gratitud” del autor que da nombre a la asociación, Julián Sánchez Maroto.

En nombre de todos, Pablo Brazales Maldonado, subdirector de la Asociación que en esta ocasión se encargó de conducir esta actuación en ausencia de Eduardo Gallego Ballesteros, agradeció la inmensa labor ejercida durante esta etapa. Subrayamos igualmente la maestría con la que el joven director dirigió a la formación en este evento.

Desde la Asociación, se agradece la colaboración del Ayuntamiento en esta vuelta a la actividad musical, valorando la puesta a disposición de espacio públicos que han permitido los ensayos y conciertos ofrecidos en estos últimos meses, así como la labor de los profesionales del teatro para ofrecer esta actuación en las mejores condiciones posibles.

Los aficionados a la música tendrán la ocasión de volver a disfrutar de la próxima edición del Encuentro Nacional de Bandas de Música “Daniel González-Mellado” en noviembre. Tras estos largos compases de espera sin actividad, de nuevo bandas de diferentes procedencias volverán a reencontrarse con el público manzanareño.