Educación suspende las rutas escolares de Guadalajara y Cuenca y las Sierras de Alcaraz y del Segura y la parte occidental de Albacete ante el mal tiempo

Acercar Disminuir el zoom Imprimir

Desde primera hora de la mañana los servicios de las direcciones provinciales de la Consejería de Educación, Cultura y Deportes están a disposición de centros y empresas de transporte para prestarles la ayuda que necesiten y tomar las decisiones que procedan en cada caso.

Atendiendo a las indicaciones de la Dirección General de Protección Ciudadana se han suspendido estas rutas y se está pendiente de ver la evolución en el resto de zonas. La Consejería de Educación, Cultura y Deportes ha decidido suspender las rutas escolares de las provincias de Guadalajara y Cuenca, así como las que circulan por las Sierras de Alcaraz y del Segura y la parte occidental de la provincia de Albacete, tras las indicaciones dadas desde la Dirección General de Protección Ciudadana a la vista de la adversa climatología y del estado de las carreteras en estas zonas.

En concreto en lo que se refiere a la provincia de Albacete las rutas de las zonas de Villarrobledo, Munera, Lezuza, El Bonillo, Ossa de Montiel, El Ballestero, el Robledo, Barrax, San Pedro, Cásas de Lázaro, Pozuelo, Balazote y La Herrera.

Desde la Consejería de Educación, Cultura y Deportes se mantiene contacto permanente con las direcciones generales de Carreteras y Transporte y de Protección Ciudadana con el fin de garantizar la seguridad del transporte escolar y a primera hora las direcciones provinciales han comunicado a los transportistas la suspensión de estas rutas.

Igualmente, la Consejería ha autorizado a las direcciones provinciales a que modifiquen esta suspensión a la vista de situaciones concretas, así como a que se puedan tomar otras decisiones en el resto de provincias que afecten a otras rutas, pues especialmente puede existir también alguna dificultad en el transporte de alumnos y alumnas residentes en fincas o zonas de difícil acceso en todas las provincias, por lo que en esos casos se aconseja también adoptar el máximo  nivel de prudencia a la hora de desplazarse a los centros.

Como norma general en todos los casos donde pudiera existir el más mínimo riesgo para la circulación del transporte escolar de alumnado o desplazamientos del profesorado, las direcciones provinciales y las direcciones de los centros están autorizados para suspender la actividad lectiva.

Desde primera hora de la mañana los servicios de las direcciones provinciales están a disposición de centros y empresas de transporte para prestarles la ayuda que necesiten y tomar las decisiones que procedan en cada caso.